Jueves 02 de Julio del 2020

VACACIONES DE VERANO SUSPENDIDAS...

OPINIONES

Al Son de la Jarana

Columna

Al ritmo 3x4

LA FAMOSA MAESTRA.- Las declaraciones de Elba Esther Gordillo en contra de su antiguo aliado Miguel ngel Yunes ex Director del ISSSTE, alborotaron el ambiente poltico en todo el pas, al sugerir que se le practiquen auditorias a la gestin de Yunes al frente del Instituto. Lo ms grave de su denuncia fue que embarr al presidente Caldern al declarar que el cargo de Yunes junto con el de la Direccin de la Lotera y otros, fue un pago de favores por haber apoyado la candidatura del hoy presidente. Al respecto la presidencia de la Repblica ha callado y no se ha hecho ninguna declaracin del asunto. No olvidar que ?el que calla otorga?

La maestra est jugando con fuego. Su soberbia la est llevando a corto plazo a su ocaso poltico, pues olvida que es quien es, por el dedazo de su padrino poltico: Carlos Salinas de Gortari. Olvida tambin, algo que ella vivi y de lo cual fue actriz principal: la cada del cacique que la antecedi y que fue quien la hizo y la form en las lides sindicales: Carlos Jonguitud Barrios, a quien despus sin ningn escrpulo, le mordi la mano y se entreg totalmente a los mandatos de Salinas y el PRI como parte del triunfante corporativismo oficial, de que el S.N.T.E. form parte activa, con una generosa ?cuota? de diputaciones locales y federales, senaduras y gubernaturas (San Luis Potos) y cargos en las delegaciones de educacin en los estados, en el ISSSTE, en la FSTSE, etc.

Despus de haber renunciado al PRI y formar su partido poltico, el PANAL y haberle hecho un gran dao a su candidato Roberto Madrazo en la pasada eleccin presidencial, ahora est coqueteando con el grupo que est moviendo la candidatura de Enrique Pea Nieto, y cuya cabeza oculta es Carlos Salinas. No hay duda, la maestra es una mujer sin convicciones, no conoce la vergenza, no es fiel a nadie, es tramposa, deshonesta en toda la extensin de la palabra y con tal de conservar sus privilegios es capaz de venderle su alma al diablo, es una prostituta de la poltica que se vende al mejor postor. Alguien me comentaba que es probable que la ?perdone? el PRI solo para tenerla quieta durante la prxima campaa y en caso de ganar el PRI sus das estaran contados, pues si alguien es soberbio y diablico como ella o yo dira ms que ella y mucho ms inteligente, es Carlos Salinas, que aunque lo nieguen es el ms fuerte apoyo a la candidatura de Pea Nieto. Ella confa en el apoyo del S.N.T.E., pero no toma en cuenta que el magisterio de todo el pas la repudia ?cordialmente? y celebraran estruendosamente su cada.

Al ritmo de 6x8

LA SENADORA VENGADORA.- Algo que nos llam mucho la atencin en el pasado zafarrancho de la llamada Glorieta de la Paz, fue el poco espacio que le dio Joaqun Lpez Driga,( me refiero al da de los hechos al medioda) a la denuncia en su programa radial, de los sucesos violentos que hizo la senadora Beatriz Zavala. Mientras ella insista que haban sido golpeados y violentados los derechos de reunin y expresin de los ciudadanos que dice representar, (en este caso panistas y ?grupos ciudadanos?, y por qu no?, pristas, perredistas, pues como senadora representa a todos los ciudadanos) el periodista le haca un pregunta :Qu si reconoca que se haba brincado las vallas que delimitaban la zona de construccin y ella lo negaba; el periodista le deca: ?senadora hay fotografas donde lo est usted haciendo? y ella segua insistiendo en negarlo, a eso se le llama cinismo. Lpez Driga despus de estas negativas se port muy cortante y no permiti que se apoderara de su espacio informativo, como la senadora Zavala pretenda. A ojos vista, fue frustrante para ella que no recibiera la atencin que pens que el periodista le iba a dar a su denuncia, pero creo que lo que incomod al comunicador fue la falsedad y el cinismo de Beatriz Zavala ante algo que era evidente y que lo pudo haber reconocido y tal vez hasta capitalizarlo diciendo que lo hizo en aras de la defensa de sus representados.

Manuel J. Njera Palavicini

El mea culpa de la Gobernadora de Yucatan

La Columna

"?De lo que s tengo la culpa es de no haber decidido meter a la polica, para no caer en enfrentamientos, precisamente por eso decidimos esperar que se bajaran los nimos que estuvieran tranquilos para que entrara la polica y no hubiera pasado un desaguisado todava peor, porque al final de cuentas nuestros policas son seres humanos tambin". (Ivonne Ortega Pacheco)

Las anteriores palabras se le reputan dichas de forma espontnea a la Gobernadora yucateca, Ivonne Ortega Pacheco, en entrevistas radiofnicas sucedidas al da siguiente de los hechos violentos ocurridos en la infausta e irnica ?Glorieta de la Paz?. Lo que parece contradecirla es que ahora haya dicho, a raz de la exigencia de la disculpa pblica que le exigi la Coparmex, que "disculpas se piden cuando se tiene la culpa, nosotros no tenemos la culpa de nada?. Aunque no lo parezca, Ivonne pudiera tener razn, al menos desde el punto de vista legal.

Tratndola de hacer del ?Abogado del Diablo? (por defender lo que parece indefendible), lo que habra tratado de decir la Gobernadora es que, aunque primeramente lo haya dicho, no tendra la culpa (dolo, imprudencia o negligencia) al haber ordenado que no interviniera la polica para disuadir a los participantes de la gresca, puesto que, como ella misma hubiera reconocido, acept (confes) que de haber actuado en consecuencia los heridos y delitos se hubieran multiplicado. Es decir, que de haber ordenado el actuar policial los resultados hubieran sido ms negativos de los que al final arroj su inaccin.

El anterior argumento sera creble y comprobable si se acepta que la polica municipal y local, por ms que se diga, no est capacitada y dotada de los elementos indispensables para intervenir en los conflictos entre civiles y/o ciudadanos en atencin de los estndares requeridos por los Derechos Humanos, pilar jurdico muy recientemente reformado en nuestro pas. Prueba de esto se vera en el comn actuar de las instituciones policiales y militares de Yucatn y de Mxico en general.

Robustecera este decir el que Ortega Pacheco temiera que los policas igualmente se contagiaran e incluso superaran el espritu de la violencia de algunos de los participantes en los hechos, como sucedi en San Salvador Atenco, Edomex, y por lo cual conden de la Suprema Corte de Justicia de la Nacin.

Queda al aire saber si existe o no un protocolo que les permitiera a los policas el saber cmo actuar para rescatar a los agredidos sin revictimizarlos, utilizando para ello gas lacrimgeno, agua a presin, entre otras tcticas de disuasin. Por lo dicho y/o confesado tcita y/o expresamente por Ivonne, todo indicara que no existe uno ad hoc y que por eso, para proteger tanto a civiles como a policas, prefiri esperar que actuar. En caso contrario, de s existir dicho protocolo, como mandatan el Derecho Nacional e Internacional, entonces habran responsabilidades compartidas por desobedecer al mismo sin causa justificada.

Es as que creo que, en estricto Derecho, la Gobernadora de Yucatn no tendra que ?disculparse? (quitarse la culpa) por haber actuado como la ley y el sentido comn le permitieron. No obstante, parece haber trasladado y difuminado la culpa en el Poder Legislativo y en su caso Judicial y en Yucatn en general por no haber presionado y exigido una mejor capacitacin y equipamiento policaco. Como sea, para que se corrobore la excluyente de culpa y/o de responsabilidad de Ivonne, los titulares de la Secretara de Seguridad Pblica y de la Polica Municipal deben auxiliarla aportando las pruebas pertinentes.

Si al final se comprueban tales carencias policiales, debe darse prontitud a su subsanacin si es que realmente se desea que dicha institucin cumpla a cabalidad con el profesionalismo que exige el nuevo sistema de justicia penal.

Francisco Jos Parra Lara

Mrida, Yucatn, Mex

Los rechazados de Universidades y Escuelas

Columna La politica en Tacones

Como cada ao, miles de aspirantes a ingresar a la educacin superior ya fueron o sern rechazados. Algunos mordern el anzuelo que muchsimas instituciones particulares de dudosa calidad tiran a los desesperados padres de familia que se niegan a que sus hijos sean calificados de ?ninis?, o peor an, que vivan como tales. Slo unos cuantos de los que no lograron ingresar a las universidades pblicas ms demandadas ?cuyos padres ganan mucho ms que los mticos seis mil pesos que supuestamente alcanzan para la educacin privada? tendrn como opcin las universidades particulares de prestigio.

La mayora pasarn a formar parte de esa gran masa que acude a las marchas para protestar por la falta de oportunidades, que consigue un empleo inestable con una salario infame, que guarda las esperanzas un ao en espera de tener mejor suerte en el siguiente examen o simplemente se quedan en sus casas hasta que su vida toma un derrotero distinto al que hubieran podido tener con una formacin profesional.

Nada en el panorama educativo indica que el crculo vicioso de mucha demanda, pocas instituciones, aspirantes frustrados, empleos infames, pas con escasa educacin superior, rezago salarial, investigacin y desarrollo insignificantes socialmente pueda romperse. No se trata slo del problema que se manifiesta cada ao, sino el que se va acumulando.

Los aspirantes organizados en agrupacin de rechazados de la educacin superior que marcharon recientemente de la Benemrita Escuela Nacional de Maestros a la Secretara de Educacin Pblica para exigir una solucin, que muy probablemente no llegar, calculan en 200 mil el nmero de jvenes que no encontraron un lugar en las universidades pblicas. Cifra muy conservadora y referida exclusivamente al Distrito Federal, pues slo la UNAM dej fuera a cerca de 140 mil aspirantes, mientras que el Instituto Politcnico Nacional no puede admitir a 65 mil.

El problema se ahonda con las universidades estatales, tecnolgicos y con las escuelas normales. La Universidad Veracruzana, por ejemplo, bien posicionada en el ?ranking? nacional tampoco puede colmar las aspiraciones de educacin de miles de jvenes.

Las escuelas normales, que hace muchos aos eran como un refugio ?por si el hijo no quedaba en la universidad?, ahora rechazan a miles que no tienen precisamente vocacin docente sino necesidad de asegurar un empleo; pero incluso los que logran ingresar ya tampoco pueden presumir esa certeza, pues las oportunidades de obtener una plaza docente tambin estn cada vez ms reducidas para quienes ya concluyeron alguna de las licenciaturas normalistas.

La directora del Instituto Politcnico Nacional, durante la pasada entrega de la Presea Lzaro Crdenas, pronunci un discurso de exigencia, planteando un panorama desalentador pero cercano a la realidad. Asegur que es necesario duplicar el 30 por ciento de jvenes demandantes de educacin superior que logran obtener un lugar en ella, critic el alto costo de formar a un joven universitario para que ste termine en el subempleo o en actividades ilcitas, seal muy atinadamente que han transcurrido 75 aos desde la creacin del IPN, pero que la pobreza y la desigualdad persisten como razones para hacer esfuerzos mayores y afirm enfticamente que la educacin debe ser un arma para combatir al narcotrfico.

Su discurso, moderado si se compara con los hechos y las cifras, no gust a su jefe, el Presidente de la Repblica, quien en su turno la reconvino mostrando un panorama de bienestar y felicidad, con un discurso de sos que escriben los asesores desde un escritorio donde no pueden ver la frustracin de miles de jvenes para quienes el futuro no es de bienestar y mucho menos de felicidad, pero que tanto gustan a nuestra clase poltica.

Y as, mientras cientos de miles de padres de familia no concilian el sueo pensando en el futuro incierto de sus hijos que no lograron ingresar a una institucin de educacin superior porque no hay capacidad suficiente, no se sabe qu sucedi con 50 mil millones de pesos en el ISSSTE, el alcalde de Coatzacoalcos se fue a un outlet de camiones usados para la basura en Estados Unidos y los quiso hacer pasar como nuevos, los procesos electorales son un derroche no de democracia sino de dinero para conseguir el sufragio de los pocos votantes que acuden a las urnas, 93 mil millones de pesos en capitales mexicanos emigraron al extranjero cuando aqu pudieron generar empleos y riqueza pero sus dueos no sienten seguro su dinero en el pas, en educacin se destinan importante cantidades para recompensar a docentes por entrenar a buenos contestadores de exmenes para hacernos pensar que nuestra educacin va mejorando y la lista podra seguir slo con los casos conocidos de derroche o mala aplicacin del erario pblico. Esos padres preocupados y los aspirantes rechazados quiz no pueden dejar de pensar en cuntas universidades y buenos docentes se podran tener con todos esos recursos.

Puede ser que la enseanza no se considere buena inversin, excepto quiz para el despacho que por talleres de Clima laboral obtuvo en la Secretara de Gobernacin un contrato de ms de nueve millones de pesos en adjudicacin directa. Y luego dicen que la docencia est subvalorada en nuestro pas.

La Obra Publica en Merida

Columna

Hace apenas 3 meses que se hizo circo, maroma y teatro en relacin a la Consulta Ciudadana o Popular para determinar el derrotero del Carnaval. En esa ocasin, el Ayuntamiento de Mrida dijo que hara un indito ejercicio cvico de participacin ciudadana, cuyo resultado, lo sabemos bien, acab en un fiasco ante la mala organizacin de la autoridad y apata de la ciudadana.

Ahora el tema de los pasos a desnivel, deprimidos o tneles divide lo que opina el Ayuntamiento y sus allegados, como las organizaciones de Ingenieros Civiles y alguna que otra de Arquitectos, de los que no, como diversos grupos empresariales, estudiantiles y una parte mayor del gremio de la Arquitectura. A diferencia del Carnaval, aqu se observa ms vehemencia a favor y en contra, casi al extremo de decirse que se trata de un asunto de ?vida o muerte? para la metrpolis yucateca.

Desde su campaa poltica la ahora alcaldesa, Arquitecta Anglica Araujo Lara dijo, dijo que impulsara la obra pblica (lo que es lgico si se atiende a su educacin profesional); lo que parece no perdonrsele es el medio y/o lugar por donde empezar en el tema de las vialidades: la Prolongacin del emblemtico Paseo de Montejo, justo en ?la Glorieta de la Paz?.

Las oposiciones partidista y ciudadana (hay ambas y diferenciadas, doa Anglica, no se confundan y/o la confundan), refieren que se cometera un ecocidio, un atentado contra la urbanstica, el patrimonio cultural de la ciudad, las finanzas pblicas, etc, mientras que el Ayuntamiento y otros grupos polticos sociales y polticos hablan de que eso es falso, ya que la problemtica del trfico amerita hacer un tnel o paso a desnivel en aquella parte de la ciudad, que, verdad sea dicha, s presenta fuerte y constante carga vehicular en varios lapsos del da.

Coincido en que la decisin definitiva, que parece ya inclinada a la realizacin de ese y al menos 5 tneles ms, debiera ser del Ayuntamiento, si es que est completamente seguro de la trascendencia e importancia de las obras, aspectos que ha de calcular que no le costarn al PRI el conservarlo para el 2012, y en especial a Anglica la ?grande local? en ese mismo ao. En caso contrario, bien haran Anglica y su partido en promover o permitir, no otra Consulta Pblica o Ciudadana, sino un Plebiscito, inaugurando as, por segunda vez, una etapa en la participacin cvica de los emeritenses.

Tambin por esa va, el Plebiscito, debieran enfocar una buena parte de sus bateras los contrarios a la construccin de marras. Creo que la sociedad ya est (estamos) harta de reclamos, marchas y/o ultimtum que no trasciendan y/o no concatenen el grito y el azotn de mano en la mesa con las vas institucionales por donde el pueblo mismo autoriz, a travs de sus representantes legislativos, la forma idnea para que la opinin de una mayora calificada de ciudadanos influya sobre los actos y acciones gubernamentales de los Poderes Ejecutivo, Legislativo y de los Municipios, tal y como acontece con dicha figura regulada en la Ley de Participacin Ciudadana que Regula el Plebiscito, Referndum y la Iniciativa Popular en el Estado de Yucatn, misma que segn sus Artculos 18, 19, y 45 hacen factible el Plebiscito mediante el pedimento de 2/3 partes del Cabildo, o bien por la peticin del 2 % de la Lista Nominal de Electores de Mrida, decisin que para que tenga efectos vinculatorios (a favor o en contra) se requerir la participacin de cuando menos el 20 % de los integrantes esa lista.

No se pide a los inconformes que dejen de manifestarse y expresarse, sino aprovechar su energa, y de las personas que los siguen en silencio, para que gane la sociedad yucateca en su conjunto al darle resultados palpables ms all de las condenas morales y ticas. Por cierto, no hay que olvidar que para marchar o ir en caravana en la va pblica hay que pedir autorizacin con 72 horas de anticipacin al titular de la Secretara de Seguridad Pblica (Artculo 164 del nuevo Reglamento de Trnsito y Vialidad). Con base en este Numeral, sugiero que digan que sus marchas y/o caravanas sern polticas o religiosas para que no se les niegue el permiso correspondiente?

CONCLUSIN: las obras de trnsito y vialidad siempre sern polmicas. El D.F. y sus segundos pisos lo ejemplarizan perfectamente, destacando la poco o nula transparencia en el costo multimillonario de estos. Ahora es la Superva Poniente la que pinta para restarle muchos votos a Marcelo Ebrard para su prxima lucha por un puesto pblico. En ambos casos no se hizo Consulta Ciudadana o Plebiscito previo. En un pas Tercermundista considero inviable el que de lleno se limite el uso del automvil y se apueste como solucin al uso del transporte pblico de pasajeros (y ms como el que tenemos, sin la tarifa social prometida en campaa por la alcaldesa), ambos postulados de la llamada Arquitectura Verde o Ecologista. Creo que dicha transicin debe ser paulatina, no olvidando que, al decidirse por la construccin de tneles y no puentes o segundos pisos, se correra el riesgo (grande?) que nos volvamos una trgica Venecia mexicana, tal y como le pasa frecuentemente a ciudades como Monterrey, con quien ya compartimos el infortunio del ?88 llamado ?Huracn Gilberto?. Hoy Chaac, al mandarnos la primera gran lluvia del ao, parece haberse manifestado al respecto?

Francisco Jos Parra Lara

Mrida, Yuc, Mex

El papel del Juez Ejecutor

Columna

Como viene sucediendo en las pelculas hollywoodenses, donde las ltimas partes (secuelas) se filman y proyectan antes que las primeras (precuelas), el Juez Ejecutor de Sentencias y su marco jurdico son los primeros que a partir del da diecinueve de este mes deben entrar en funcionamiento en todo el pas, segn lo mandata el Quinto Ordinal Transitorio de la Reforma Constitucional Penal ms importante en la actualidad: la publicada en el Diario Oficial de la Federacin el dieciocho de junio del dos mil ocho, la misma que ordena la instalacin del llamado Sistema Penal Oral Acusatorio y Adversarial.

Se equipara a dicho juez y normatividad con lo que pasa con las pelculas gringas, dado a que dentro de la triloga de juzgadores que habrn de funcionar en el nuevo sistema punitivo ocupa la tercera posicin; esto es, el primero en aparecer en escena es o sera el Juez de Control (el que preparara el juicio, por decirlo as); en segundo trmino, entrara el Juez de Oralidad (el que conducira el juicio y sentenciara), y de ltimo aparecera el Juez de Ejecucin de Sentencias, quien se encargara de llevar a buen puerto el internamiento y en su caso liberacin del condenado.

Dicho trastoque en el orden de aparicin de los juzgadores se explica porque los Ejecutores no dependen en s del mentado nuevo sistema, cuya principal fuente constitucional es el Artculo 20, sino derivaran en esencia de los diversos 18 y 21, mismos que, interpretados sistemticamente con el precitado Transitorio, se vinculan con la reforma penitenciaria cuya vacatio legis de tres aos vence el da diecinueve de este mes, a diferencia de la de ocho aos para instaurar las modificaciones inherentes a los jueces ms ad hoc al sistema oral, es decir, el de Control y de Oralidad. Luego entonces, independientemente de que en los estados, y no se diga a nivel federal, el sistema penal siga siendo el ?antiguo?, el prximo da domingo deben entrar ya en funciones los Jueces Ejecutores de referencia.

Atribuciones del Juez Ejecutor.- A grosso modo, puede decirse que este deber vigilar, aun de oficio, las condiciones en que el condenado se halle recluido en prisin, as como el cumplimiento de la pena, corporal y/o pecuniaria, incluida la multa, que le hubiera impuesto el juez, sea uno ?del viejo sistema? o uno de Oralidad, incluyndose el otorgamiento o no de su preliberacin o reduccin de la pena, el traslado a un distinto lugar de reclusin, entre otros beneficios cuando procedan, ya que en sentido contrario podra ordenar su reaprehensin; buscar reinsertarlo (ya no readaptarlo) a la sociedad, es decir, que a partir de los reconocimientos de sus Derechos Humanos se priorizarn las medidas de servicio a la comunidad en vez de la crcel lisa y llanamente aplicada, medidas que se vincularn con su capacitacin personal y profesional, as como con ?la educacin, la salud y el deporte como medios para lograr la reinsercin del sentenciado a la sociedad y procurar que no vuelva a delinquir, observando los beneficios que para l prev la ley? (Art.18 Constitucional).

Con base en la interpretacin ms benfica de la ley a favor del interno, el Juez Ejecutor procurar lograr siempre su reinsercin social, auxilindose de un patronato para capacitarlos laboral y personalmente en vas de su completa liberacin penal; esto no significa que se le den muchos derechos y pocas obligaciones, ya que se establece una obligatoriedad de trabajo dentro o fuera de su centro de detencin, excepcin a la libertad genrica sita en el Apartado 5 de la Constitucin General de la Repblica, as como su activacin fsica, acadmica y cultural para tratar de despojarlo lo ms posible de los vicios atribuidos a la conocida como la ?escuela del crimen?. De igual forma, se pretende obligarlo con ms severidad a reparar el dao motivo del o de los delitos por los que se le conden.

CONCLUSIN: con dicha reforma penitenciaria y la aparicin del Juez de Ejecucin de Sentencias se espera que se acaben los grandes negocios corruptos instaurados en las crceles, amn de buscar la equidad de trato entre los internos y sus condiciones de reclusin (no ms crceles V.I.P. para unos y mazmorras para otros). Aunque hay estados que ya cuentan con este tipo de juzgadores, apenas hoy el Poder Judicial de la Federacin inaugur tres juzgados en la materia, situados todos en el Estado de Mxico. Con esto se prueba qu lejos estn los postulados inherentes a la reinsercin social si se atiende a que se hace irrisorio que para el diecinueve de este mes se pueda vigilar el rgimen penitenciario y de ejecucin de penas de todos los reos federales del pas.

En el caso de Yucatn, an no se promulga y publica la ley en la materia, lo que podra ocurrir de aqu al prximo domingo, al igual que la designacin de los dos jueces ad hoc que el Consejo de la Judicatura local ha determinado como los que habrn de operar en el estado. Con o sin extemporaneidad en su entrada en funciones, se espera que la actuacin de estos servidores pblicos resulte ms imparcial y autnoma y por ende ms apegada a Derecho que la se atribuira al ex gobernador Patricio Patrn Laviada, a quien se acusa de haber ordenado ilegalmente la preliberacin de su amigo Armando Medina Millet, sentenciado a veinte aos de prisin en ?el Juicio del Siglo en Yucatn?.

Francisco Jos Parra Lara

Las redes sociales son Vitrina de lo bueno y lo malo

Analisis

Son espacios pblicos, vitrinas en las que la gente, las empresas y marcas se estn exponiendo y mostrando lo bueno que tienen (...). Se han convertido en espacios para la conversacin y el dilogo.

Creo que es importante que las organizaciones tomen en cuenta el valor social que las redes estn teniendo. Cada vez ms personas ingresan all a compartir informacin. Adems, estn los movimientos ciudadanos que necesitan protestar, y usan esos espacios.

Cmo puede una empresa utilizar para su beneficio la informacin que se crea en esas redes?

A partir de las crticas y los comentarios, las audiencias en las redes sociales nos ayudan a generar un mejor producto no solo en los medios de comunicacin. Las empresas de servicios generan mucho inters en redes porque la gente siempre quiere un mejor servicio. Pasa que en algunos sitios las empresas te responden ms rpido las quejas por su Facebook. Cuando se hace algo as, se gana el aprecio de la audiencia.

Cules son los desaciertos empresariales ms comunes all?

Poner la marca en manos de una persona inexperta o practicante, con tal de pagar menos. No se dan cuenta de que ponen su marca en juego en las redes. Otro aspecto es que no se respondan los comentarios de la audiencia a las quejas, y se ignore al pblico. Si se entra en la redes sociales, hay que tener claro que no es solo para que se luzca lo bueno que se hace. Tienes que conversar y escuchar lo que dicen. La gente quiere pedir y cuestionar ms, y hay que estar atentos a ello.

Los aciertos?

Hay muchas empresas y medios que estn generando interaccin y comentarios a partir de lo que la comunidad de redes sociales hace. Amnista Internacional es muy interactiva en redes sociales porque se lo est tomando en serio. Yo lea una entrevista en la que ellos decan que las redes eran capitales en su organizacin. Las ONG tambin estn sacando gran provecho de las redes sociales.

Y, como ciudadano, cmo se les saca provecho a las redes?

En principio, el usuario tiene que entender que las redes son espacios pblicos y que todo lo que se publique puede ser usado en su contra. Si colocas informacin que no es adecuada, vas a tener problemas. Hay que ser consciente de lo que vas a publicar: que sea algo que puedes sustentar.

Si quieres convertirte en un usuario confiable y tener xito, las reglas son relativas. Sin embargo, la comunidad en redes aprecia los contenidos de valor. Si ofreces informacin importante, confiable, autntica y til, entonces te vas a convertir en un usuario de referencia y la gente empieza a entender que eres una persona de fiar (...) .

Ya pas la etapa en que las redes eran simplemente solo entretenimiento. Ahora se estn usando de manera profesional y los profesionales le debemos dar ese valor

Hay una sorda pugna entre polticos y periodistas

Columna La Crnica de Hoy

Normalmente . Por ms que lo sepan, los primeros se niegan a aceptar que son la materia bsica del trabajo de los segundos. El buen periodista es inalterablemente un crtico del poder, alguien, por aadidura, servidor de la sociedad. Para eso nos pagan. Esta complicada tarea suele traer descontento, malestar. De all los intentos, a veces exitosos, por corrompernos o los choques brutales que en Mxico no slo se traducen en demandas legales, sino tambin en persecuciones y hasta en muertes. No dejemos de lado que en este pas el nmero de periodistas asesinados es muy alto.

Imagino que pocos informadores han estado libres de presiones. Recuerdo amenazas de diversos polticos. No hace mucho, un legislador criticado dijo que ejercera accin penal en mi contra por acusarlo de desvo de fondos. Me limit a decir que encantado, que en principio diramos a conocer la lista de nuestras respectivas propiedades y sus orgenes. Desde luego, fingi demencia y me mand saludos ?afectuosos?.

Los polticos son simples mortales que ven la gestin estatal como negocio y no como funcin pblica de servicio. Son falibles y con frecuencia corruptos en mayor o menor medida: pocos se salvan en este pas al menos de la sospecha. A estas alturas, por ejemplo, nadie ignora que Mario Marn, como muchos otros funcionarios del pas, utiliz su cargo de gobernador para enriquecerse. Por lo mismo, los poblanos lo desecharon. Su desprestigio comenz pronto. Un escndalo lo sorprendi. No es un hombre agudo, menos culto. Realiz la tpica carrera burocrtica. Como tantos, fue pobre y en el poder hizo una serie de negocios turbios que no tuvo cuidado en ocultar.

El diario poblano Acento 21 dio la siguiente informacin: ?Los negocios ilcitos de Mario Plutarco Marn Torres lo ubican como el dcimo hombre ms rico del pas. De un tajo, el gobernador saliente de Puebla elimin de su biografa su periplo universitario y su origen humilde. l y su familia adquirieron propiedades en Estados Unidos y Europa valuadas en varios millones de dlares. Una pequea prueba de la magnitud del saqueo al erario poblano es la propiedad que adquiri Mario Marn Garca, hijo del gber precioso, en Austria: un chalet cuyo costo es de 5 millones de dlares. El chalet se ubica en una de las regiones ms exclusivas del mundo, considerada refugio de prncipes, reyes, magnates y estrellas de Hollywood? La familia del an gobernador de Puebla decidi adquirir la propiedad en Austria debido a que Marn Garca se encuentra casado con Nadja Ludmer, originaria de ese pas europeo. En la unin americana, la familia del gber precioso adquiri propiedades en Texas y Florida. De acuerdo con registros oficiales, Mario Marn es dueo de una residencia ubicada en avenida 6495 West 27, nmero 203-41, en Hialeah, Florida, valuada en ms de un milln de dlares. El condominio residencial se encuentra en el Lago Grande Condo Three. La ciudad de Hialeah forma parte del rea metropolitana de Miami, se encuentra en un valle entre la Baha de Biscayne y los Everglades. Es la ciudad de EU donde el mayor porcentaje de la poblacin habla espaol y buena parte de sus habitantes pertenecen al sector de cubanos exiliados con ms capacidad econmica. En Texas, Marn Torres compr otra propiedad cuyo costo se encuentra por encima del milln y medio de dlares. En el nmero 8415 de la calle Whitebrush, en la ciudad de Converse, del condado de Bexar, adquirieron la propiedad que ocupa una extensin de 6 mil pies cuadrados, es decir, 557.4 metros cuadrados. La ciudad de Converse es una de las principales de Texas y se encuentra cerca de San Antonio. La riqueza que acumul la familia Marn, durante todo el sexenio, alcanz para distribuirse a todo el clan familiar: hijos, hermanos y sobrinos. Cuentan con autos deportivos de marcas importadas? Adems que se han vuelto viajeros frecuentes por todo el mundo, como se evidencia en la serie de fotografas publicadas en esta edicin de Acento 21?.

En tal medio poblano escribe, como en otros ms, por ejemplo en El Financiero, el periodista Jorge Melndez, a quien conozco desde hace aos: coincidimos en el desaparecido suplemento cultural de El Nacional, cuando el poeta espaol Juan Rejano lo diriga, y hemos trabajado en los mismos medios. S de su integridad y mritos periodsticos. Luego de aparecida la nota citada, el gobernador Mario Marn demand a un grupo de periodistas, entre ellos a Melndez, quien ahora, en caso de perder, deber pagarle al acaudalado poltico, medio milln de pesos. El malestar de Marn proviene de crticas sobre sus trapaceras, el caso de Lydia Cacho y el equivocarse de candidato a gobernador en su estado.

Es preocupante que Jorge Melndez pierda el pleito, la justicia nacional no es confiable, ya lo hace gastar en abogados y viajes a Puebla. Cual sea el resultado, el gobernador mantendr su total desprestigio y enorme fortuna amasada en slo seis aos de psimo gobierno, convertido en feliz empresario, a menos que el PRI lo incorpore a la lista de ex gobernadores, triunfadores y perdedores, que lo conducen.

www.reneavilesfabila.com.mx

La importancia de leer

Columna

Antes de analizar cul es la problemtica vigente sobre la lectura en nuestro pas, es importante sealar algunos datos estadsticos referenciales sobre la poblacin mexicana, incluyendo el mbito educativo, pues la problemtica lectora incide de manera directa en el desarrollo humano y la calidad de vida de los mexicanos y por ende, en la calidad de la educacin que reciben millones de nios y jvenes estudiantes en el sistema educativo nacional.

De acuerdo a las cifras difundidas por el Instituto Nacional de Geografa y Estadstica, la poblacin de Mxico al ao 2000 estaba conformada por 97, 483,412 habitantes, de los cuales 72, 759,822 viven en reas urbanas y 24, 732,590 en zonas rurales. Cabe destacar adems, que del total de la poblacin 53, 700,000 mexicanos se encuentran actualmente en situacin de pobreza.

En lo referente al sistema educativo mexicano, de acuerdo a las cifras difundidas por la Secretara de Educacin Pblica, para el ciclo educativo 2000-2001, la matrcula total del sistema registraba 29, 669,046 estudiantes en todos sus niveles educativos. Otro dato importante que es digno de citarse en este rubro para el sexenio de Vicente Fox Quesada Existan 32 millones de jvenes y adultos que no saban leer y escribir, o cuyos niveles de estudio haban sido mnimos A este panorama sombro se suma la problemtica de quienes estando en posibilidades de leer y escribir se comportan como analfabetos funcionales hasta en la actualidad con Felipe Caldern (como es el caso de algunos profesionistas y empleados de gobierno).

Al respecto, como se puede apreciar en los diferentes datos difundidos por la OCDE y la UNESCO, sobre el panorama de la lectura en el mundo, Mxico ocupa los ltimos lugares en esta materia en el contexto internacional y regional. Este grave rezago ha sido difundido por las diversas instituciones educativas y culturales de la nacin.

Al hacer referencia a esta situacin, el gobierno mexicano ha externado que ?La indiferencia de los mexicanos ante la lectura de calidad mantiene al pas inmerso en una progresiva catstrofe silenciosa, que de acuerdo a las ltimas cifras difundidas por la UNESCO, Mxico ocupa el penltimo lugar en hbitos de lectura de una lista conformada por 108 naciones del mundo, con un promedio de lectura de 2.8 libros anuales por habitante, cifra muy alejada de los 25 volmenes recomendados por este organismo internacional, y del promedio de lectura de la sociedad Japonesa, Noruega, Finlandesa y Canadiense que ocupan los primeros lugares a nivel mundial con 47 ttulos per cpita.

Por su parte la Secretaria de Educacin Pblica ha reconocido que ?A pesar de lo mucho que ha avanzado la cobertura de la educacin bsica y el promedio de escolaridad de la poblacin de 15 aos, que ya es de 7.7 grados, para la mayora de los mexicanos la aficin de leer libros no es todava una costumbre, esta falta de lectura de libros entre la poblacin no solamente alfabetizada, sino incluso con muchos aos de escuela, se ha ido convirtiendo en un lastre cada da ms pesado, en un factor de atraso cada vez ms evidente e incmodo...? Como podemos concluir de este breve anlisis, la crisis de lectores que vive hoy la sociedad mexicana, amenaza seriamente nuestro proceso educativo y cultural, muy especficamente el desarrollo de nuestros estudiante mexicanos que como lo han demostrado los estudios internacionales y regionales difundidos recientemente, al carecer de las capacidades lectoras no se benefician suficientemente de las oportunidades educativas y no estn adquiriendo los conocimientos y habilidades necesarias para tener xito en sus futuras carreras. Sin una capacidad lectora plenamente desarrollada, nuestros estudiantes no alcanzan un nivel bsico de eficiencia, pues fallan en demostrar rutinariamente habilidades y conocimientos que les permitan afrontar retos del futuro, as como en analizar, razonar y comunicar ideas de Dentro de esta problemtica, Mxico se ubica en los ltimos lugares a nivel regional y mundial.

Dado la magnitud de esta problemtica, especialmente entre los estudiantes universitarios, diversas autoridades e instituciones han reconocido que la falta de lectura de los connacionales amenaza seriamente el desarrollo educativo y cultural de nuestro pas, por lo que deben de emprenderse diversas acciones para resolver esta crisis de lectores.

ENRIQUE JAVIER CRUZ ROMERO

COMENTARIOS: enriquejavier_cr@yahoo.com

El foco rojo de las marchas ciudadanas

Columna La Politica en Tacones

La movilizacin popular debera ser un foco rojo para cualquier gobernante?y tambin para los suspirantes? cuando se suman a ella grupos de poblacin con poco historial de participacin ciudadana, que deciden salir a las calles a expresar una exigencia. Es el caso del clamor por la Paz y la Seguridad que se expres en la marcha del 6 de abril. Universitarios, empleados de gobierno, amas de casa, trabajadores de la cultura, secretarias, maestros, jvenes y nios se dieron cita en al menos treinta sedes para exigir Paz y Seguridad.

Los jvenes Figueroa fueron debidamente informados de qu se trataba la marcha y que asistir era una leccin de civismo ms importante que la de los libros. El Figueroa adolescente se retorci como tlaconete en sal y dijo escpticamente que una marcha no cambia nada, lo cual reforz la conviccin paterna de asistir para ver si lo cambia a l. El benjamn de la familia slo augur que le doleran los pies, con lo cual estuvimos de acuerdo pero le anunciamos que estara feliz de ser ciudadano responsable y que le aliviara un poco saber que a los dems tambin les iban a doler, as que estuvo muy atento a las manifestaciones de dolor ajenas; mal de muchos, consuelo de ciudadano.

El foco rojo est muy encendido, porque los escpticos tambin salieron, tambin respondieron, tambin actuaron porque ya no ven ms opciones para tener Paz y Seguridad.

Ricardo Flores Magn escriba siempre Tierra y Libertad con mayscula, como una demostracin grfica de la relevancia social de su lucha a favor de los campesinos, hoy, el ciudadano de a pie, ese mtico ciudadano comn y corriente, que s existe, hace que las maysculas presidan esta exigencia para hacer saber a las autoridades de nuestro pas que vive (vivimos) con temor, que cada vez que un hijo, una hija, un esposo, un hermano, un padre, una madre o un amigo salen a la calle, a trabajar, a hacer una tarea, a divertirse o viajan por una carretera estamos deseando que no vayan a tener un encuentro desafortunado con miembros de la delincuencia organizada o con sus imitadores ?que ahora hay muchos y para el caso es lo mismo en trminos de los resultados? o que vaya a engrosar la lista de los daos colaterales de la lucha contra el crimen organizado; que no vaya a pasar por el lugar equivocado a la hora errnea.

Como en ?Lost?, el mensaje por celular para verificar el bienestar de nuestros seres queridos se ha convertido en el botn particular de cada uno de nosotros y lo cumplimos varias veces al da para que una breve tranquilidad nos permita vivir al da. Mucho antes de que el FBI dijera que Mxico vive con una violencia sin precedentes, ya nos habamos dado cuenta.

Al menos en 26 ciudades del pas, as como en Pars, Nueva York, Barcelona y Buenos Aires se realizaron una concentracin de mexicanos, y extranjeros que se solidarizan con esta movilizacin ciudadana, que quieren decirle a su gobierno que no ha sabido contener la violencia. Si el gobierno entiende el mensaje deber actuar inmediatamente. El hartazgo es tal que una reunin del gabinete de seguridad no ser suficiente, tenemos que ver otro tipo de resultados. Para que eso suceda, debe quedar muy claro el mensaje ciudadano, porque como bien afirma Elas Canetti ?no hay ilusin ms grande que el convencimiento de que el lenguaje es un medio de comunicacin entre los hombres. Hablamos con alguien, pero de forma que no nos entienda. Seguimos hablando, y el otro entiende an menos. Gritamos, l nos devuelve el grito, y la exclamacin, que en el mbito de la gramtica lleva una vida miserable, se apodera del lenguaje?.

La caminata, porque no fue una parada militar ni vi a nadie marchando, convocada para mostrar el hartazgo por la violencia, es una medida desesperada, porque a pesar de mostrar repudio a la violencia todos los das, parece que no se nos entiende. No sabemos por qu, si queremos algo tan simple y adems lo formulamos con las palabras ms sencillas que podemos. Queremos de regreso nuestro derecho al trnsito, queremos que nuestras vidas estn custodiadas slo por las leyes y por nuestros actos, no por el miedo.

Haber salido a las calles tambin nos coloca ante otro dilema: qu vamos a hacer despus de esa demostracin? Especialmente, qu vamos a hacer si no se nos escucha? La ciudadana nos alcanz para organizar la marcha. Va siendo hora de que reunamos ms fuerza de voluntad para que no se pierda ese primer impulso. Ahora debemos hacer comprender a las autoridades que cada muerto ms es un incumplimiento a nuestra exigencia, que cada decapitado o cada civil asesinado ?por accidente? es una afrenta a todos y cada uno de nosotros y que estamos decididos a responder organizadamente. Que estamos hartos de la estadstica de la muerte. Tambin, que estamos de acuerdo con la cobertura responsable de la violencia, pero no con el ocultamiento, porque eso atemoriza an ms.

La organizacin ciudadana es algo con lo que habitualmente no se cuenta, ni gusta. Esperemos que nuestras autoridades entiendan que tenemos un voto y no dudaremos en usarlo y que, en adelante, tambin trabajaremos para tener organizacin.

ramirez.pilar@gmail.com

Los engaos de un Decreto

Conciencia Publica

El Decreto 367 del Gobierno de Yucatn, relativo a la exencin del pago de tenencia guarda secretos no revelados de forma pblica. Se destaca en la publicidad el beneficio dado por la mano del gobernante, pero no la aplicacin de las condiciones que se tienen que cumplir. Una de ellas, la ms condicionante seala ?estar al da en su situacin fiscal con la Secretaria de hacienda en sus impuestos estatales y coordinados?. De lo contario no ser sujeto al descuento del Decreto.

Seala que para ser acreedor a la exencin las personas fsicas deben cumplir con seis requisitos bsicos, que en el punto cuarto apunta que los contribuyentes obligados al pago de otros impuestos administrados por el Estado, debern haber cumplido con las obligaciones a su cargo relativas a los mismos. Tambin debern de obtener de la Secretaria de Hacienda del gobierno el comprobante relativo a la aplicacin del Decreto, que no aplica en los ejercicios fiscales anteriores al 2011.

El pensamiento general en la conciencia pblica es que existe engao al ciudadano pagador de sus impuestos, ya que por un lado se descuenta, pero por el otro se exige estar al da en el pago de los otros impuestos. Es decir, se afloja y se aprieta con el fin de recaudar. Las condicionantes son variables que implica tener que erogar gastos completos, lo que hace polvo el ahorro mencionado en grandes letreros y slogan de publicidad.

No cabe la menor duda que al Gobierno le urge recaudar, aun bajo la sombra del engao como se percibe este Decreto 367, cuya naturaleza indicara un estado de emergencia, es decir los ciudadanos debern responder de inmediato con sus pagos, solventando las necesidades del gran monstruo del aparato gubernamental, cual barril sin fondo que vive de recibir el fruto del esfuerzo de miles de ciudadanos que reciben poco a cambio de su obligacin.

Vicios y virtudes de los medios publicos

La Politica en Tacones por Pilar Ramirez

El reciente despido de Carmen Aristegui de la empresa MVS y el roce que se produjo entre los gobiernos mexicano e ingls a raz del programa Top Gear, que difunde la radiodifusora pblica BBC, donde, en tono de broma se vertieron comentarios racistas contra Mxico, deberan poner a debate, una vez ms, porque nunca ha sido suficiente, el tema de los medios pblicos.

Los medios privados solan ser espacios de mayor privilegio en el plano informativo, mientras que los medios del Estado no han alcanzado ese status, apenas han logrado ser medios gubernamentales, pues en ellos la informacin no se concibe como bien pblico.

En contraparte, los medios pblicos han tenido un panorama ms amplio en el manejo de contenidos dentro de la programacin, cuyos objetivos educativos y culturales rebasan con mucho el carcter sensacionalista, la apuesta por el humor pedestre, la repeticin de frmulas y la ausencia absoluta de una combinacin aceptable entre imaginacin e inteligencia para ofrecer contenidos por parte de las cadenas comerciales aunque con problemas de produccin y de acceso a los equipos tcnicos ms vanguardistas.

Triste paradoja que pone a disposicin de los medios privados recursos millonarios y los mejores equipos para imponer a sus audiencias hbitos de entretenimiento con producciones de impecable factura tcnica y lamentable nivel de calidad en contenidos.

En el aspecto informativo este paradigma se est trastocando de manera violenta. La existencia de intereses mutuos entre el poder y los medios privados que repercuten en las caractersticas de los productos que recibe el pblico siempre han sido percibidos, es decir, la sospecha de que hay informacin o temas proscritos porque pueden afectar a la esfera del poder ha estado presente en forma permanente, pero se modifica radicalmente cuando se traspasa la lnea que da certeza a esa percepcin y se muestra en forma obvia, como en el caso de la censura que ejerci la empresa MVS.

Cuando el poder hace uso de su capacidad de presin para manipular en forma evidente la informacin de los medios privados, no slo se vive como un retroceso sino que coloca mucho ms lejos en el horizonte la posibilidad de contar con medios pblicos vinculados a procesos democratizantes por la va del derecho a la informacin.

Por lo que hace a otro tipo de producciones, el programa Top Gear, hoy famoso en Mxico por los comentarios ofensivos a la cultura nacional que externaron los conductores, es, con independencia de este incidente, un buen ejemplo de los riesgos que deben tomar los medios pblicos para hacer programas exitosos y atractivos que puedan garantizar la viabilidad de los medios pblicos.

Top Gear es un programa sobre automviles, de corte humorstico, con ms de 15 temporadas, que ha alcanzado audiencias de 350 millones de personas en todo el mundo, mientras que la transmisin del programa semanal tiene cerca de ocho millones de espectadores en Gran Bretaa.

Apuntar a lograr programas exitosos y autofinanciables que adems generen recursos para otras producciones no es la nica va, pues ello no soluciona la atmsfera de gratuidad que parece obligada en los medios pblicos.

Las propias dependencias gubernamentales perciben como natural que una cadena televisiva venda sus espacios a precios que alcanza ms del milln y medio de pesos por minuto en el noticiario estelar nocturno, pero cuando pretenden realizar producciones o coproducciones con medios pblicos tambin consideran ?natural? exigir servicios de realizacin y difusin sin costo.

Es preciso revalorar el carcter de servicio pblico que tienen los medios estatales y recordar que se trata de un medio costoso, que los contenidos culturales no son sinnimo de barato y que ese binomio es catastrfico para ganar audiencias..

Por otra parte, persiste un gran pendiente en el status jurdico y de operacin de estos medios que permita vincular los conceptos de acceso a la informacin y derecho a la informacin.

Esto slo ser posible cuando los medios pblicos vean reflejada su utilidad social en un estatuto operativo que reduzca su dependencia de un solo poder, reciban asignaciones presupuestales que garanticen su funcionamiento ?lo cual resulta importante de cara al cambio digital? y abran nuevos procesos de participacin social que les devuelvan credibilidad ante sus audiencias.

Entonces, y slo entonces, los medios pblicos podrn incursionar en el mbito informativo con posibilidades reales de competir y por qu no? de atender los grandes vacos que hoy tiene la informacin en los medios comerciales.

Contribuiran as a restaurar en parte la orfandad informativa que padece actualmente la ciudadana.

ramirez.pilar@gmail.com

Los diputados tirando en casa de cristal

Conciencia Pblica por Victor Sandoval

Ver la paja en el ojo ajeno y no la viga en la suya, pareciera ser la nueva consigna que tienen nuestros diputados del Congreso de Yucatn, cuyos 25 miembros divididos en dos bandos ya tienen su respectiva lnea. Lejos va quedar la ponderada productividad que dicen haber tenido el ao pasado, cuando vemos que les hace falta la hierba del yanten para abrir sus ojos.

Aplaudimos que los diputados del PAN se preocupen y pidan revisar las cuentas del Gobierno del Estado, mismas que son oscuras para los ciudadanos de a pie, aplaudimos que los diputados del PRI tambin se preocupen por las cuentas de la Sedesol y sus baos ecolgicos, en ambos casos los dos bandos se tiran la piedra en casa de cristal.

A diferencia de los que corren todos los das en el Estado Salvador Alvarado, el nuevo deporte de los tribunos yucatecos es la de echarse la culpa entre ambos, con sus dimes y diretes en Tribuna, y gastar el tiempo en eptetos y argumentos que rayan en los sofismas, donde dicen que no hablan con base en prejuicios y falsas premisas.

Lo que nos queda en la conciencia pblica es que nuestros diputados del Congreso cobran bien, comen bien, y las llamadas iniciativas de las cuales tanto hablan, sean propias o enviadas por el ejecutivo, quedan atrs cuando toman lnea por su fraccin partidista No cabe duda que la campaa poltica del 2012 ya inicio en la arena poltica del Congreso del Estado.

Poltica Pblica sospechosa de la Sanidad

Conciencia Pblica por Victor Sandoval

Los microbios no se ven pero existen. De ah surge la poltica pblica sanitaria de crear baos o sanitarios tantos como sea posible a fin de eliminar la contaminacin en menores y adultos que tienen como costumbre utilizar el solar, donde en tiempo de lluvia se vuelve un lodazal y en tiempo de calor brotan los bichos que luego pisan y se transmiten.

El impulsor del agua potable y los baos en Yucatn lo fue el extinto doctor Francisco Sols Aznar, quien hoy volvera a su tumba de ver y or lo que ha pasado con su proyecto de sanidad por el cual lucho durante toda su vida, primero logrando que el gobierno de su tiempo consiguiera un prstamo del banco interamericano de desarrollo para la introduccin del agua potable. Quedo inconclusa su idea por la falta del drenaje, tema que cada gobierno municipal de Mrida evade tomar hasta la fecha.

Instituciones privadas y luego el gobierno del estado y la Sedesol tomaron la idea de generar los baos en los municipios, con cierta intencin poltica ms que de sanidad, apropindose del proyecto y destinando recursos para ello. Hay que decir que no aportan ms que el 50% de las obras que realizan, ya que la otra mitad la tiene que dar el ayuntamiento, aunque de inmediato la Sedesol lo anuncia con bombo y platillo poniendo sus carteles a la vista.

Sin bien aplaudimos las poltica publicas sanitarias que se implementen por cualquiera de los niveles de gobierno, tambin reprobamos que ests se vuelvan polticas pblicas sospechosas, ya que la salud del pueblo es primero, y no para el bolsillo los recursos destinados en este caso a combatir a los microbios que no se ven pero existen.

Los rubros ocultos del Predial

Conciencia Publica Victor Sandoval

Los gobiernos necesitan aumentar sus impuestos a toda costa. Los municipios en Yucatn no son la excepcin. Tienen solo un ao para ajustarse y lograr su meta de recaudacin, ya que factores como el predial, agua potable, derechos, etc. Son indicadores que se tomaran en cuenta para el siguiente presupuesto del 2012. Es decir, quien no haga la tarea tendr su castigo.

En el caso de Mrida, ya se anunci un cambio de estrategia en la recaudacin del predial, consistente en prologar durante todo el ao el beneficio de condonar las multas y recargos aplicados a los morosos del predial. Sin embargo, los recibos que se expiden al pagar contemplan rubros tales como actualizacin, recargos, honorarios por notificacin, gasto de ejecucin, y en contra estn descuento de recargo, descuento adicional y bonificaciones donde de un plumazo puede desparecer hasta la deuda.

Pese a todo lo anterior, una revisin del clculo del impuesto predial no se dar en la presente administracin municipal de Mrida, ya que solo se estn ajustando descuentos para motivar a pagar, aunado a ello las rifas de premios, razn por la cual persiste el aumento de un 300% hasta 1,000% en algunos casos, cuando la Ley al respecto marca un ajuste de acuerdo al incremento de la inflacin anual.

Los ciudadanos estamos dispuestos a cubrir nuestros impuestos, lo que se seala es que debe haber equidad y claridad en la manera de aplicacin de los mismos, ya que dar gato por liebre hace dudar de nuestras autoridades en cuanto al destino final de los recursos que se aportan, y que si bien es un indicador presupuestal, no debe ser causa de escndalo en los gobiernos municipales.

Aguinaldos a fondos perdidos

Conciencia Publica por Victor Sandoval

Los aguinaldos a nuestros diputados de Yucatn podemos decir que es dinero destinado a fondos perdidos. Se justifica el pago de su productividad con la expresin de que son los representantes electos del pueblo. Pero son en realidad los empleados mejores pagados sobre cualquier empresa, sea privada o pblica en el sentido de una evaluacin de sus resultados.

En los hechos existen diputados sombras que solo alzan el dedo en las votaciones de iniciativas presentadas no por motu proprio sino por indicaciones del poder ejecutivo. Lo mas que se observan sus anlisis son en el sentido de dimes y diretes segn la fraccin partidista a la que pertenezca. Su preocupacin es buscar una proyeccin para el siguiente peldao, pues de lo contrario se quedan en el olvido.

Sin embargo quienes estn en el olvido son los miles de trabajadores, que en el caso de Yucatn se reconoce que son los peores pagados con el salario mnimo ms bajo en el pas y la falta de recibir seguridad social en muchas empresas. Si tienen suerte recibirn un magro aguinaldo, ya que siempre se les escamotea la antigedad para evitar todos los pagos conforme a la Ley.

El ciudadano de a pie solo quiere un empleo digno en el trato y el pago, que as parece la de ser diputado, de servicios proporcionados por el Gobierno derivado de Leyes correctas y justas, y no olvida que las deudas se pagan cuando se contraen. No quieren apoyos a fondos perdidos y el olvido de sus representantes en el Congreso del Estado, que hoy aplauden su primer aguinaldo.

Twitter: @chiquilplus

Negocio con los Estacionamientos

Columna Al Son de la Jarana Manuel Najera

Pretenden las grandes plazas comerciales cobrar por el estacionamiento de los vehculos de sus clientes que acuden a hacer sus compras a los diversos comercios que hay en ellas. Al respecto la alcaldesa de Mrida, Anglica Araujo con bases legales no lo permiti, aunque por ah se maneja que todava los representantes de las plazas pueden recurrir al amparo. La alcaldesa manifest que la prohibicin abarca tambin a los hospitales y clnicas. La poca es propicia para iniciar dicho cobro pues es tiempo de aguinaldos y de euforia por comprar y nada detiene a los consumidores en su afn de obsequiar a sus seres queridos y el cobro de un estacionamiento aunque incomodara a todos, acabaran por pagarlo, pues las calles aledaas a estas plazas seran insuficientes para el estacionamiento de los clientes y causaran infinidad de molestias a las personas que tienen sus domicilios cercanos a estos lugares.

El centro histrico dej de ser desde la creacin de las primeras plazas el lugar nico de compras para los meridanos, precisamente por la dificultad para estacionarse en la va pblica y por el costo de los estacionamientos ($ 10 pesos la hora en promedio)de ah la comodidad de acudir a las plazas cuyos estacionamientos deben ser una atencin para sus clientes y no un desembolso mas; por ningn lado nos parece correcto dicho cobro, pues el estacionamiento no es en s al negocio que asisten los compradores sino a los negocios establecidos en las plazas.

Esperamos que el ayuntamiento no permita la voracidad de los administradores de las plazas y se proteja a los consumidores principalmente en esta poca de aguinaldos.

Manuel J. Njera Palavicini

Los Valores de Empresas Yucatecas

Columna Conciencia Publica Por Victor Sandoval

Cuando el hombre muere la historia empieza a ocuparse de el. Lo mismo acontece con una empresa que es un ente social, que en el caso de Yucatn dos son muestra de lo que esta sucediendo, una dedicada al comercio de los Ass Abraham y otra la de chatarrera de los Erosa Lizarraga. Cada una con su historia.

En la conciencia pblica se tiene la percepcin de que han sido generadores de empleos, ambas han tenido sus mtodos para crecer, pero ahora cambian con los hijos que han tomado la estafeta del negocio familiar. Una se ha sostenido en el tiempo y la otra desaparece al venderse a un emporio nacional.

Si los hijos y nietos asimilaron los valores del esfuerzo, trabajo, gratitud, visin y equidad sin duda continuaran lo iniciado por el fundador de su empresa, lo contrario ser en detrimento de su forma de vida.

Estadsticamente la tercera generacin de una gran empresa desaparece el esfuerzo del iniciador, y eso parece que ya estamos viendo en muchas empresas de Yucatn, los hijos y nietos viven del placer sin dar mayor esfuerzo, explotando hasta los trabajadores generadores de su riqueza. Las tendencias nos dicen que esta pasando en las empresas de hoy.

Mexico el Pais de las Denuncias Fallidas

Al Son de la Jarana Manuel Najera Palavicini

Cuando se acercan elecciones en cualquier parte del pas, brotan como por arte de magia, infinidad de denuncias contra servidores pblicos en funciones, o ex servidores de tal o cual partido, algunas reales y bien fundadas y otras sensacionalistas que tienen como nico objetivo desprestigiar al poltico que teniendo un cargo, aspira a otro de mayor jerarqua o simplemente ha terminado su encargo en alguna dependencia y comienzan a aflorar sus malos manejos que se encargan de difundir sus adversarios polticos, respaldados por su partido, pues tambin se trata de desprestigiar al partido al que pertenecen, y con esto ganarse el favor del voto ciudadano.

Qu partido en Mxico actualmente tiene una total credibilidad? Ninguno! Algunas de estas denuncias llegan al ministerio pblico y pasan a algn juzgado, donde los medios le ponen sabor al caldo, publicando documentos que corroboran desfalcos al erario, uso indebido de recursos pblicos, uso de vehculos para fines particulares, trfico de influencias, contratos a empresas sin la respectiva licitacin cuando la cuanta lo amerite, y otros muchos ilcitos que se dan al calor del poder. Pero qu sucede con estas denuncias? Por lo general duermen el sueo de los justos en algn oscuro rincn de un juzgado, o en su defecto, el inculpado sale libre si es que llegara a ser detenido, por rdenes de ?arriba? o porque no se pudieron ?comprobar? los delitos, aun que el inculpado sea del partido perdedor, ya que entre polticos del partido que sea se protegen, pues hoy por ti y maana por m, o lo que es lo mismo, entre gitanos no podemos leernos la suerte.

Una de las promesas de campaa del tristemente clebre Vicente Fox, fue acabar por lo menos con la corrupcin gubernamental, llmense secretarios de estado, Pemex, C.F.E, aduanas, polica federal, Lotera Nacional y otras dependencias. Pero no solo sigui la corrupcin entre los funcionarios de su gobierno, sino se incorpor la familia presidencial: la seora presidenta, los hijos, los entenados y parientes colaterales de ambos cnyuges que se llevaron ?la quinta y los mangos?. Fueron denunciados los hijos de Martha Sahagn por enriquecimiento inexplicable y trfico de influencias entre otras cosas, la tristemente clebre fundacin ?Vamos Mxico?, la directora de la Lotera Nacional que otorg, si mal no recuerdo, a un sujeto de apellido Limn que dirige una ONG en contra del aborto, y que se le comprobaron gastos quenada tenan que ver con los fines de su organizacin, y otros que escapan a la memoria. Alguno de estos delitos fueron castigados? Para que no desgaste su memoria, ninguno.

En Mxico los polticos tienen ?patente de corzo?, salvo casos especiales donde se mezcla la venganza poltica con los delitos; casos de ndole vengativa como el de Jorge Daz Serrano, director de Pemex en el sexenio de Lpez Portillo, Dante Delgado ex gobernador interino de Veracruz, Mario Villanueva Madrid ex mandatario de Quintana Roo y otros de menor jerarqua, pero, Cundo se va a consignar a uno de los presidentes ladrones y sinvergenzas que nos han gobernado? Ah estn disfrutando sus fortunas multimillonarias, sin que nadie se haya atrevido a denunciarlos.

Aqu en nuestro terruo, sin necesidad de escarbar en el pasado, est la grave denuncia del abogado Juan Antonio Ongay, contra el ex alcalde meridano Csar Bojrquez y todos sus regidores, el ex Oficial Mayor, Rommel Uribe, el tambin ex alcalde Luis Correa Mena ,por otorgar indebida y amaadamente una ?extensin? de la concesin de la basura a una empresa del D.F., denuncia por la cual, el citado abogado solicit al congreso local juicio poltico para Csar Bojrquez , pues bien, ninguna de las dos denuncias han caminado, ni por parte de la procuradura estatal ni por parte del congreso; al respecto, el abogado denunciante solicit amparo ante un juzgado federal por inactividad procesal, y por los vientos que soplan la inactividad tanto en la procuradura como en el congreso va a continuar, sencillamente le apuestan al cansancio del abogado Ongay Lara. Independientemente de lo anterior, nunca se clarificaron debidamente los gastos del zoolgico de Animaya, la sonada concesin a la gasolina que estaban comprando con sobreprecio y que indudablemente el alcalde y socios reciban su mochada, pues sera muy infantil pensar que solo se beneficiaba la empresa gasolinera. A pesar de todas estas tropelas, Csar Bojrquez fue premiado con una importante delegacin federal como es el INFONAVIT. Creo que somos el nico pas que premia a los polticos sinvergenzas.

Hasta cundo va a seguir la impunidad entre los miembros de la clase poltica? Actualmente la clase poltica en Mxico despus del largo perodo hegemnico del PRI, es una sola, que se agrupa en diferentes partidos que se alan o se ponen de acuerdo cuando sienten que pueden ser afectados sus intereses partidarios, aunque estn saliendo de una campaa electoral en que se desprestigiaron unos a otros rabiosamente. Existiendo estas complicidades puede prosperar una denuncia contra un poltico ladrn?

Bicentenario pasado por sangre

Al son de la Jarana Manuel Najera Palavicini

Unas fiestas del bicentenario celebradas a lo largo y ancho del pas a todo lujo y a un alto costo, pero salpicadas de sangre. La delincuencia no par sus actividades, lo cual es normal, pues si no le tienen el ms mnimo respeto a la vida de sus semejantes, menos les van a importar conceptos tan abstractos para ellos, como patria, independencia, hroes de la independencia, _ellos son su propios hroes pues hasta sus corridos que cantan sus hazaas tienen _ padre de la patria, _ el nico padre que reconocen, es el capo que los dirige y paga muy bien sus instintos asesinos_ libertad, amor al lugar donde nacimos, respeto a nuestros smbolos patrios, _ respeto?, si ni entre ellos se respetan_ y podramos seguirle.

Un amanecer de fiestas patrias en el estado de Jalisco con una grotesca, macabra e irrespetuosa escena criminal, con dos hombres ajusticiados y colgados desnudos en un puente ,disfrazados? con unos bigotes, un sombrero y una cinta tricolor, que seguramente a sus autores les ha de ver parecido muy gracioso. Esto corrobora lo antes expresado.

Las fiestas del bicentenario nos alejaron durante dos das de la realidad sangrienta que vive el pas. La guerra del presidente Caldern ya va por los 30000 muertos, algunos miles de ellos gente inocente totalmente ajenos a actividades delictivas, mujeres, nios, adolescentes, confundidos? por los grupos delictivos , por la polica y hasta el ejrcito ha cobrado vidas inocentes.

Podemos celebrar con jbilo y alegra un bicentenario, cuando la fronteriza ciudad Jurez, esta s, totalmente baada en sangre, y en manos de la delincuencia, que le ha valido el poco honroso ttulo de la ciudad ms violenta del pas? Totalmente controlada por el crimen organizado, a grado tal, que el senador Santiago Creel est proponiendo desaparicin de poderes y suspensin de garantas individuales. En reciente editorial del Diario de Ciudad Jurez, su editor, dirigindose a los crteles, les reconoca: Ustedes son el gobierno de facto?. Pues segn esta publicacin hay vaco de poder municipal, estatal y federal. Casi nada verdad?

Pero Jurez no es el nico caso, Nuevo Lon , Tamaulipas, Durango, Jalisco, Aguascalientes y Guerrero entre otros, no cantan mal las rancheras. Y qu decir de otros delitos como el secuestro que se ha vuelto algo comn, el cobro de proteccin? a comerciantes en el paradisaco Cancn al estilo de los tiempos de Al Capone en los Estados Unidos, los actos de terrorismo con coches bomba (delito de reciente creacin),los asesinatos de policas, y de varios presidentes municipales que se han negado a entrar en tratos con la delincuencia, y desde luego el trfico de drogas que es de donde arrancan todos los males que padece el pas en materia de delitos.

El Bicentenario del INICIO de la guerra de Independencia, una fiesta digna de recordarse con todo el esplendor con que se hizo, pues no todos los das podemos ser testigos de la centuria de un hecho histrico tan importante para todos los mexicanos bien nacidos, como lo fue la lucha emprendida por Don Miguel Hidalgo, donde se derram sangre por una causa justa: la emancipacin de un pueblo que durante trescientos aos padeci esclavitud, injusticia, pobreza, hambre, marginacin y explotacin, que los llev a levantarse contra sus tiranos.

Estamos viviendo el inicio de otro siglo de vida independiente, con la nica similitud que el gobierno ha emprendido una guerra contra una poderosa delincuencia que la corrupcin de las mismas autoridades dej crecer y que mantiene en constante angustia a todo el pas. De ah la expresin de un Bicentenario pasado por sangre?

Manuel Njera Palavicini

Los Enconos del Poder en Yucatan

Entre Lineas Victor Sandoval

Estar satisfecho Patricio Patrn Laviada con la actuacin de sus delegados federales en las Dependencias que controla? Estar satisfecha Ivonne Ortega Pacheco con la actuacin de sus diputados federales, estatales y alcaldes? Ambos ya trabajan con miras a las elecciones del 2012, ejerciendo cada uno su poder en su mbito. Demostrando sus fuerzas y debilidades.

La gubernatura y la alcalda de Mrida, son la arena de lucha del 2012. Llevan la bandera de su partido y los grupos polticos le apuestan a los desempeos de sus funcionarios en el cargo as como otras posiciones para continuar en el poder, donde el derecho de sangre cobra fuerza tanto en las diputaciones como las alcaldas.

Como en el teatro, los ciudadanos somos espectadores de esta lucha poltica, que tras bambalinas encierran secretos guardados y ajenos a la opinin pblica, viendo solo las caritas felices, las poses de actriz, la voz histrinica, y la emocin a flor de piel, a fin de ganar a los futuros electores, aunque las promesas de bienestar sigan siendo solo sueos imposibles de realizar.

Hoy la Oligarqua poltica de Yucatn juega sus fichas de ajedrez, e intentan colocar a su reina y a su rey para abrir camino a la gran batalla del 2012. Corazones vemos, razones no sabemos.

 

Las siete reglas de Paracelso sobre la vida


Desterrar absolutamente de tu nimo, por ms motivos que existan, toda idea de pesimismo, rencor, odio, tedio, tristeza, venganza y pobreza.

Caricatura


Caricatura


Caricatura


Inscribirse al boletín


 

Mapa del sitio

Opiniones

Las redes sociales son Vitrina de lo bueno y lo malo

Son espacios pblicos, vitrinas en las que la gente, las empresas y marcas se estn exponiendo y mostrando lo bueno que tienen (...). Se han convertido en espacios para la conversa...

Analisis

Servicios


Yucatán Informativo 2020. Todos los derechos reservados.